El golpe a Bosch y la actual corrupción

PANCARTA

El golpe a Bosch y la actual corrupción

  • El golpe a Bosch y la actual corrupción
Raúl Pérez Peña (BACHO)
lasmanaclas@gmail.com
LISTINDIARIO

Es muy amargo recordar el cuartelazo cívico militar que tronchó  los ideales de pueblo dominicano por disfrutar la democracia que quiso instaurar bajo las coordenadas de la Constitución de 1963.

Fue un cuartelazo del “malandrinaje” civil y el “malandrinaje” militar. Los civiles eran más recalcitrantes y corruptos que muchos de los propios uniformados.

Si hubo mansos en el golpe se podían contar con los dedos de una mano.

El crimen de lesa patria del 25 de septiembre provocó a los dos meses la resistencia del Movimiento Revolucionario “14 de Junio”, (1J4), que se alzó en armas por seis montañas en distintas regiones, cayendo 29 dirigentes nacionales y provinciales, incluido Manolo Tavárez.

Durante el año 1964 se registró una enconada resistencia al triunvirato golpista, que incluyó prolongadas huelgas, mientras sigilosamente avanzaba la conspiración de los militares patriotas que encabezaba el inmortal coronel Rafael Tomás Fernández Domínguez.

El 24 de abril de 1965, la insurgencia constitucionalista  puso fin al gobierno despótico y corrupto de la camarilla que había derrocado a Juan Bosch.

El 27 de Abril el pueblo dominicano podía cantar victoria, pero a pocas horas se impuso la infernal invasión de tropas norteamericanas y de gobiernos satélites que sofocó a sangre y fuego  las ansias libertarias de los dominicanos.

54 años después del golpe de Estado a Juan Bosch, supuestos discípulos del profesor gobiernan bajo un comportamiento sin paragón en la historia dominicana.

El PLD es lo máximo de lo peor como partido gobernante en materia de corrupción gemela de la impunidad que hace posible que los tiburones se paseen como peses en el agua exhibiendo los frutos de sus “sabidurías” con lo público.

La corrupción actual supera en modalidades, uñas, trucos y descaro la de cualquier otro gobierno dominicano.  Uno por uno

Suerte a la marcha verde nacida de las entrañas mismas de un pueblo indignado.

Los corruptos pueden brincar disimulando, “muertos de risas”, contando con el blindaje de su camuflaje de Justicia.

Pero no hay PLD que dure 100 años ni pueblo que lo resista.

Está llegando….la hora

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *